jueves, 6 de septiembre de 2012

No robar está entre los 10 mandamientos

Señores y señoras: pena me da que, hoy en día, una mujer tenga que renunciar a su cargo porque se masturba. Y esto es lo que le está pasando a Olvido. 

Esta es la doble moral de quiénes son los responsables del gobierno. Porque no olvidemos que esta señora es la víctima, ya que el vídeo pertenece a la esfera personal, y no se puede publicar, por mucho cargo que tenga ¿o está haciendo algo contra otra persona, contra otro ser humano? NO, pues eso, que la moral de los gobernantes está en las últimas.

La mujer jugaba con su marido. Casados. ¿Si fuese el vídeo de un hombre hubiera causado tanto revuelo? NO.

Bien, tengo una educación religiosa amplia (13 años en un colegio de monjas y COU en uno de curas han hecho bastante). Se que masturbarse es pecado, pero también se que uno de los 10 mandamientos, concretamente el octavo es NO ROBARÁS. Y los diez mandamientos son las órdenes de Dios para entrar en el Reino de los Cielos. Es lo mínimo que hay que cumplir. Señores gobernantes ¿por qué no obligan a dimitir a todos esos que se han dedicado a robar durante años y años?

Porque esos sí que hicieron el mal a muchas familias. Sí que obligaron a muchos a la indigencia. Sí que obligaron a otros a pagarles mediante chantajes. Pero con esos hacemos la vista gorda, y juzgamos y machacamos a una mujer, casada, que "juega" con su marido. Repugnante.

Olvido, creo que muchos estamos contigo. Quizás pecaste de inocente al grabarte con el móvil, pero creo que es tu único pecado. No creo que debas dimitir.

A los que roban, que el peso de las tablas de Moisés caiga sobre sus cabezas.

No robaras




1 comentario:

  1. Eres rotunda y contundente... Y con tanto blog que anda por ahí sin rumbo fijo, al menos el tuyo tiene la sana (que no santa) virtud de hacer pensar.
    Efectivamente. ¿Qué le importa a nadie ni a mí la manera en que cada cual disfruta de sus nobles partes? Para eso están. Que si no, nos la hubieran puesto en las espaldas, ahí donde hay que arrascarse estirando el brazo en molesta y dolorosa postura.
    Haga cada cual lo que quiera con su bendito (y hasta hermoso) cuerpo.
    ¿Pecado? Quizás la soberbia, pero es perdonable porque es extensible a todo ser humano. ¿Condena? Pues deberían de empezar a condenar por idiotas, que ya es hora. Y además, de paso, nos quitamos a algunos políticos de encima.
    También, hace unos años, dió vueltas por la prensa el famoso Huevo de Butragueño...
    Y uno, que se vuelve desconfiado, sólo tiene la ocurrencia de pensar que por mor del Huevo, hubo media España dando publicidad a Butragueño.
    Y como no me fío de nada ni de nadie ya, creo que la señora Olvido -imagino y malpienso- no ha querido con tanta crisis quedar a la altura de su apellido: OLVIDO.
    Puro márketing.
    Porque ha conseguido que hablemos de ella en todos los medios.
    Un sincero abrazo. Y me gusta tu manera de escribir, por eso vengo.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar!! Siempre esperamos más opiniones en Voy Contate!!!